Las leyendas vivas y sus costumbres de no ser costumbristas

Las leyendas vivas y sus costumbres de no ser costumbristas

Que por su lengua filosa. Que por su talento innato. Que porque el destino así lo quiso. En pocas palabras: No hay explicación alguna, las leyendas son leyendas porque así se dispuso. Y hay toda una experiencia que los respalda con creces, haciendo de sus defectos laureles. ¿Cómo Charly García pasó de prodigioso pianista a rebelde sin causa y de rebelde sin causa a su propio nombre? ¿Cómo Diego Armando Maradona pasó de pibe humilde a estrella internacional y de estrella internacional a manipulador mal padre? ¿Será que todo lo que han hecho por la cultura popular no alcanza y por eso muchos ahora los odian a muerte?

Si bien todos tenemos errores, el público argentino es tan poco conformista que tilda al "genio" de "chamuyero  vende humo" y estereotipa al "guapo de barrio" como un "vaguito sin cualidad intelectual"; Quiero decir, nunca se reconoce el éxito y la genialidad y siempre se juega a mancharse o de blanco o de negro, porque aquí en estas tierras es todo competencia de Barrio vs Intelecto o (mejor escrito en nuestro idioma) Chamuyo vs Vagancia (Menottismo vs Bilardismo, Nacional y Popular vs Modelos 'renovadores', Boca vs River, Soda vs Patricio Rey, y hasta se atreven a cuestionar al Che Guevara y al Papa Francisco, en fin) .

El genio contemporáneo tiene millones de defectos que por allá por los noventa no se veía y por eso ahora se pone el público y el periodismo detallista para no poder separar al "ídolo" de la "persona corriente". Si yo les digo que un integrante de la banda más revolucionaria del rock tocará en Argentina, ¿sería convocatorio? Lo fue  No lo creo, pues con esta "picardía" de no escuchar industria inglesa se le busca al mismísimo Paul Mccartney por ejemplo el más mínimo error para criticarlo titulándolo de "acabado" y de "ladrón" sin tener en cuenta su exitosa trayectoria dentro de la cultura popular. Hoy está complicado ser revolucionario; Pero creo que es más que nada porque los antiguos rebeldes se han ido jubilando dejando lugar a jóvenes inconformes pero sumisos, aunque también creo que hoy no hay masividad que apoye la idea de rebelarse al menos que claro, construyamos esta idea como una competencia.

¿Y qué tiene que ver el estilo de vida Argentino con la decadencia de los ídolos? Bastante a decir verdad, ya que nosotros somos encargados profesionales en buscarle el pelo al huevo y constantemente desmitificamos a nuestras propias figuras, tirando abajo muchas estatuas construidas durante años, como si fuéramos santos a quienes venerar.

El linchamiento mediático ante la violenta boludez de Cordera no es excepción, mucha gente no deja de escuchar sus canciones por sus declaraciones, quiero decir, hay gente que puede separar los diamantes de la mierda y se necesita mamar mucha genialidad creativa para poder progresar, pero parece que eso no está en nuestros planes, no logramos diferenciar entre la vida privada y el error de las creaciones y las virtudes palpables, siempre tenemos que enojarnos por todo y no podemos admirar solo la parte que nos dejan como legado ciertas leyendas vivas, si bien podemos defenestrar apologías, opiniones y actos desafortunados que se atribuyen a estos, no podemos seguir denigrando a personajes históricos, porque la escasez de buenas figuras está presente y eso no le favorece a nadie, poniendo un poco el freno creo que el argentino puede, poco a poco, ir mejorando.

Publicado en Inicio » El Despelote »

Esta sección contiene notas humorísticas y satíricas que no corresponden a la realidad. Podría no ser apto para menores de 18 años, se recomienda discreción.

Comentarios

Se el primero en comentar!